Ven a mí desde Creta... (Safo)

Las Naciones Unidas también declaró el 21 de marzo como el día Internacional de los Bosques. Para celebrarlo, disfrutad del poema Ven a mí desde Creta... de Safo, poetisa griega considerada la más grande lírica de la Antigüedad.

El texto, que está incompleto, se conserva en un pedazo de cerámica datada en el siglo III a. C.  En él se invita a la diosa Afrodita , nacida en Creta, a que acuda al templo que estaba consagrado a su culto en Lesbos, isla en la que dirigió una especie de academia denominada La Casa de las servidoras de las Musas.

 

VEN A MÍ DESDE CRETA

 Ven a mí desde Creta hasta este sacro
templo; donde, en tu honor, una arboleda
amable de manzanos; donde altares
perfumados de incienso;

agua fresca murmura aquí entre ramas
de manzano, y umbrío está de rosas
todo el recinto, y de la fronda trémula
un sopor se desprende;

y el prado que apacienta a los caballos
copioso está de flores primaverales; soplan
aires de olor a miel...

Aquí, pues, tú, chipriota, coronada,
en copas de oro, delicadamente,
escáncianos el néctar ya mezclado
cuando la alegre fiesta.

Safo, Poesías.

 

 

Si te ha gustado el texto puedes contactar con nosotros

Nunca es tarde (Benjamín Prado)

Hoy día mundial de la poesía, os invitamos a leer este poema de Benjamín Prado, titulado Nunca es tarde, publicado en su libro Ya no es tarde (2014).

NUNCA ES TARDE

Nunca es tarde para empezar de cero,

para quemar los barcos,

para que alguien te diga:

–Yo sólo puedo estar contigo o contra mí.

Nunca es tarde para cortar la cuerda,

para volver a echar las campanas al vuelo,

para beber de esa agua que no ibas a beber.

Nunca es tarde para romper con todo,

para dejar de ser un hombre que no pueda

permitirse un pasado.

Y además

es tan fácil:

llega María, acaba el invierno, sale el sol,

la nieve llora lágrimas de gigante vencido

y de pronto la puerta no es un error del muro

y la calma no es cal viva en el alma

y mis llaves no cierran y abren una prisión.

Es así, tan sencillo de explicar: –Ya no es tarde,

y si antes escribía para poder vivir,

ahora

     quiero vivir

                 para contarlo.

   Benjamín Prado, Ya no es tarde (2014)

 

Si os ha gustado, aquí podéis escuchar a Benjamín Prado recitando el poema:

"Nunca es tarde", Benjamín Prado en el Festival Acróbatas

 

Si te ha gustado el texto puedes contactar con nosotros

Clara Campoamor: 92 años de la aprobación del voto feminino

Discurso de Clara Campoamor en las Cortes el 1 de octubre de 1931

Clara Campoamor: "Señores diputados, lejos yo de censurar ni de atacar las manifestaciones de mi colega, señorita Kent, comprendo, por el contrario, la tortura de su espíritu al haberse visto hoy en trance de negar la capacidad inicial de la mujer. Creo que por su pensamiento ha debido de pasar, en alguna forma, la amarga frase de Anatole France cuando nos habla de aquellos socialistas que, forzados por la necesidad, iban al Parlamento a legislar contra los suyos.

 

Respecto a la serie de afirmaciones que se han hecho esta tarde contra el voto de la mujer, he de decir, con toda la consideración necesaria, que no están apoyadas en la realidad. Tomemos al azar algunas de ellas. ¿Que cuándo las mujeres se han levantado para protestar de la guerra de Marruecos? Primero: ¿y por qué no los hombres? Segundo: ¿quién protestó y se levantó en Zaragoza cuando la guerra de Cuba más que las mujeres? ¿Quién nutrió la manifestación pro responsabilidades del Ateneo, con motivo del desastre de Annual, más que las mujeres, que iban en mayor número que los hombres?

 

¡Las mujeres! ¿Cómo puede decirse que cuando las mujeres den señales de vida por la República se les concederá como premio el derecho a votar? ¿Es que no han luchado las mujeres por la República? ¿Es que al hablar con elogio de las mujeres obreras y de las mujeres universitarias no está cantando su capacidad? Además, al hablar de las mujeres obreras y universitarias, ¿se va a ignorar a todas las que no pertenecen a una clase ni a la otra? ¿No sufren éstas las consecuencias de la legislación? ¿No pagan los impuestos para sostener al Estado en la misma forma que las otras y que los varones? ¿No refluye sobre ellas toda la consecuencia de la legislación que se elabora aquí para los dos sexos, pero solamente dirigida y matizada por uno? ¿Cómo puede decirse que la mujer no ha luchado y que necesita una época, largos años de República, para demostrar su capacidad? Y ¿por qué no los hombres? ¿Por qué el hombre, al advenimiento de la República, ha de tener sus derechos y han de ponerse en un lazareto los de la mujer?

Pero, además, señores diputados, los que votasteis por la República, y a quienes os votaron los republicanos, meditad un momento y decid si habéis votado solos, si os votaron sólo los hombres. ¿Ha estado ausente del voto la mujer? Pues entonces, si afirmáis que la mujer no influye para nada en la vida política del hombre, estáis –fijaos bien– afirmando su personalidad, afirmando la resistencia a acatarlos. ¿Y es en nombre de esa personalidad, que con vuestra repulsa reconocéis y declaráis, por lo que cerráis las puertas a la mujer en materia electoral? ¿Es que tenéis derecho a hacer eso? No; tenéis el derecho que os ha dado la ley, la ley que hicisteis vosotros, pero no tenéis el derecho natural fundamental, que se basa en el respeto a todo ser humano, y lo que hacéis es detentar un poder; dejad que la mujer se manifieste y veréis como ese poder no podéis seguir detentándolo."

 

Clara Campoamor continua diciendo: "No se trata aquí esta cuestión desde el punto de vista del principio, que harto claro está, y en vuestras conciencias repercute, que es un problema de ética, de pura ética reconocer a la mujer, ser humano, todos sus derechos, porque ya desde Fitche, en 1796, se ha aceptado, en principio también, el postulado de que sólo aquel que no considere a la mujer un ser humano es capaz de afirmar que todos los derechos del hombre y del ciudadano no deben ser los mismos para la mujer que para el hombre. Y en el Parlamento francés, en 1848, Victor Considerant se levantó para decir que una Constitución que concede el voto al mendigo, al doméstico y al analfabeto – que en España existe– no puede negárselo a la mujer. No es desde el punto de vista del principio, es desde el temor que aquí se ha expuesto, fuera del ámbito del principio –cosa dolorosa para un abogado–, como se puede venir a discutir el derecho de la mujer a que sea reconocido en la Constitución el de sufragio. Y desde el punto de vista práctico, utilitario, ¿de qué acusáis a la mujer? ¿Es de ignorancia? Pues yo no puedo, por enojosas que sean las estadísticas, dejar de referirme a un estudio del señor Luzuriaga acerca del analfabetismo en España.

Hace él un estudio cíclico desde 1868 hasta el año 1910, nada más, porque las estadísticas van muy lentamente y no hay en España otras. ¿Y sabéis lo que dice esa estadística? Pues dice que, tomando los números globales en el ciclo de 1860 a 1910, se observa que mientras el número total de analfabetos varones, lejos de disminuir, ha aumentado en 73.082, el de la mujer analfabeta ha disminuido en 48.098; y refiriéndose a la proporcionalidad del analfabetismo en la población global, la disminución en los varones es sólo de 12,7 por cien, en tanto que en las hembras es del 20,2 por cien. Esto quiere decir simplemente que la disminución del analfabetismo es más rápida en las mujeres que en los hombres y que de continuar ese proceso de disminución en los dos sexos, no sólo llegarán a alcanzar las mujeres el grado de cultura elemental de los hombres, sino que lo sobrepasarán. Eso en 1910. Y desde 1910 ha seguido la curva ascendente, y la mujer, hoy día, es menos analfabeta que el varón. No es, pues, desde el punto de vista de la ignorancia desde el que se puede negar a la mujer la entrada en la obtención de este derecho."

 

"Otra cosa, además, al varón que ha de votar. No olvidéis que no sois hijos de varón tan sólo, sino que se reúne en vosotros el producto de los dos sexos. En ausencia mía y leyendo el diario de sesiones, pude ver en él que un doctor hablaba aquí de que no había ecuación posible y, con espíritu heredado de Moebius y Aristóteles, declaraba la incapacidad de la mujer.

A eso, un solo argumento: aunque no queráis y si por acaso admitís la incapacidad femenina, votáis con la mitad de vuestro ser incapaz. Yo y todas las mujeres a quienes represento queremos votar con nuestra mitad masculina, porque no hay degeneración de sexos, porque todos somos hijos de hombre y mujer y recibimos por igual las dos partes de nuestro ser, argumento que han desarrollado los biólogos. Somos producto de dos seres; no hay incapacidad posible de vosotros a mí, ni de mí a vosotros.

Desconocer esto es negar la realidad evidente. Negadlo si queréis; sois libres de ello, pero sólo en virtud de un derecho que habéis (perdonadme la palabra, que digo sólo por su claridad y no con espíritu agresivo) detentado, porque os disteis a vosotros mismos las leyes; pero no porque tengáis un derecho natural para poner al margen a la mujer.

Yo, señores diputados, me siento ciudadano antes que mujer, y considero que sería un profundo error político dejar a la mujer al margen de ese derecho, a la mujer que espera y confía en vosotros; a la mujer que, como ocurrió con otras fuerzas nuevas en la revolución francesa, será indiscutiblemente una nueva fuerza que se incorpora al derecho y no hay sino que empujarla a que siga su camino.

 

No dejéis a la mujer que, si es regresiva, piense que su esperanza estuvo en la dictadura; no dejéis a la mujer que piense, si es avanzada, que su esperanza de igualdad está en el comunismo. No cometáis, señores diputados, ese error político de gravísimas consecuencias. Salváis a la República, ayudáis a la República atrayéndoos y sumándoos esa fuerza que espera ansiosa el momento de su redención.

Cada uno habla en virtud de una experiencia y yo os hablo en nombre de la mía propia. Yo soy diputado por la provincia de Madrid; la he recorrido, no sólo en cumplimiento de mi deber, sino por cariño, y muchas veces, siempre, he visto que a los actos públicos acudía una concurrencia femenina muy superior a la masculina, y he visto en los ojos de esas mujeres la esperanza de redención, he visto el deseo de ayudar a la República, he visto la pasión y la emoción que ponen en sus ideales. La mujer española espera hoy de la República la redención suya y la redención del hijo. No cometáis un error histórico que no tendréis nunca bastante tiempo para llorar; que no tendréis nunca bastante tiempo para llorar al dejar al margen de la República a la mujer, que representa una fuerza nueva, una fuerza joven; que ha sido simpatía y apoyo para los hombres que estaban en las cárceles; que ha sufrido en muchos casos como vosotros mismos, y que está anhelante, aplicándose a sí misma la frase de Humboldt de que la única manera de madurarse para el ejercicio de la libertad y de hacerla accesible a todos es caminar dentro de ella."

Clara Campoamor, termina diciendo: "Señores diputados, he pronunciado mis últimas palabras en este debate. Perdonadme si os molesté, considero que es mi convicción la que habla; que ante un ideal lo defendería hasta la muerte; que pondría, como dije ayer, la cabeza y el corazón en el platillo de la balanza, de igual modo Breno colocó su espada, para que se inclinara en favor del voto de la mujer, y que además sigo pensando, y no por vanidad, sino por íntima convicción, que nadie como yo sirve en estos momentos a la República española."

 

Si te ha gustado el texto puedes contactar con nosotros

Más información:

Clara Campoamor, liberal y feminista

 

Laberintos Masónicos

Cuenta la mitología griega que Ariadna, enamorada y también deseosa de alejarse de Creta, ayudó a Teseo a salir victorioso del laberinto del Minotauro utilizando un ovillo de hilo. Ariadna, en la puerta de entrada, sujetaba uno de los cabos, y Teseo, iba desenrollando el ovillo mientras se adentraba en los enrevesados pasillos que lo conducían hacia el centro del laberinto donde enfrentó y dio muerte a Asterión, el minotauro. Después de tan heroica pero dudosamente honorable hazaña, él solo tuvo que regresar siguiendo la guía del hilo hasta la salida, donde le esperaban los fastos por su gloria.

Pero la felicidad de Ariadna, junto a su héroe y ya fuera de Creta, duró muy poco. Como ocurre de vez en cuando, dentro y fuera de la mitología, el desleal Teseo le rompió el corazón abandonándola, con nocturnidad y alevosía, en una isla solitaria. De allí, poco después, la maltrecha princesa fue rescatada por su futuro y divino esposo Dionisos, que la guió en su segundo recorrido laberintico desde la entrada melancólica por el abandono de Teseo hasta el éxtasis Dionisiaco de la salida.

Fiedrich Nietzsche, que en su eccehomo se declaró discípulo de Dionisos, mantuvo por largo tiempo una fascinación intelectual y un idílico amor platónico por Cósima, mujer de Richard Wagner. En sus escritos, a Cósima la llamaba Ariadna, él mismo se identificaba con Dionisos, asumiendo el rol del superhombre que supera las virtudes de Teseo, el personaje con quien asociaba al compositor Wagner.

En su escrito el Lamento de Ariadna, Nietzsche reelabora el mito convirtiéndose en el dios de la embriaguez y le habla así a su amada:

Sé juiciosa, Ariadna...
Tienes oreja pequeñas, tienes mis orejas:
¡mete en ellas una palabra juiciosa!
¿No hay que odiarse primero, si se ha de amarse?...
Yo soy tu laberinto...

El poema es un tesoro repleto de simbología, que daría para más de una plancha, pero ahora solo que quedo con esta parte: ¿No hay que odiarse primero, si se ha de amarse?...

¿A caso no tenemos que odiarnos primero a nosotros mismos cuando debemos amarnos? No tenemos que atravesar la oscuridad para llegar a la Luz?. No tenemos que llegar al orden desde el caos, o morir para renacer?

En su elaboración del mito, El significado que da Nietzsche al laberinto no es ni más ni menos que la necesidad de superación, y esa es la propuesta a la que yo me adhiero, la que interpreta el laberinto como el arquetipo de una transformación. Un viaje al interior de uno mismo motivado por la necesidad de superación que te transforma, que te lleva a otro plano de existencia, como lo hace el paso evolutivo de las estaciones de la vida, como lo hace la peregrinación en busca de la realización espiritual, o como lo hace el camino iniciático hacia la plenitud que todos los que aquí estamos hemos emprendido.

Desde mi propia construcción de la metáfora, si bien la esencia del laberinto es única, en su forma distingo dos tipos de laberintos. Por un lado el laberinto de Teso, en el que se entra por elección propia, como es también el caso de los laberintos iniciáticos, entre ellos el masónico. El aprendiz masón entra voluntariamente en el gabinete de reflexión y desde ese momento abandona ya los pasos perdidos y emprende un camino de transformación, de superación. Primero recorre el camino de ida hacia un Centro donde ha de enfrentarse a su minotauro, un ser inocentemente cruel, apartado del mundo visible, cautivo donde nadie lo ve ni oye, una sombra que apenas llega a la conciencia; para Teseo un monstruo al que hay que vencer matando, para otros quizás las esquirlas de la piedra en bruto de las que hay que desprenderse, pero me pregunto, No será el minotauro más bien la sombra que complementa la Luz que hay en cada uno? No será el propio ser aún no descubierto?, esa parte instintiva y animal que la educación y condicionamientos sociales han desterrado al inconsciente y a la que en lugar de matar se debería abrazar, porque es parte esencial de uno mismo?

El centro del lugar, atanor en el que se funden el alfa y el omega, donde el corredor del laberinto muere simbólicamente porque se ha transformado, es también el útero materno que alumbra al nuevo ser, bien sea el hombre pleno, o el superhombre de Nietzsche. Es el lugar donde se inicia el camino de vuelta hacia la salida, que no sería mucho más fácil que el de ida, si no fuera por la ayuda de un hilo de Ariadna, lo que sea que ello signifique para cada uno, en mi caso la fraternidad, la cuerda de nudos o la cadena de unión.

El segundo tipo de laberinto es el de Ariadna, al que no se entra por propia voluntad sino que la vida te mete en ellos de un empujón, o una patada. Se entra por una crisis del alma, por el abandono inesperado de un Teseo, por una enfermedad o una pérdida. Estos laberintos son la alegoría de una peregrinación impregnada de caos hacia un horizonte roto. Dentro de ellos se camina hacia el centro al compás de una elegía, el duelo por la pérdida de las propias expectativas y el vacío en el pecho que acompaña cuando algo dentro de nosotros está muriendo. En la dolorosa perseverancia del camino de ida vamos sobrepasando nuestros umbrales, y vamos descubriendo quienes somos, desvelando nuestras luces y nuestras sombras, identificando a nuestros aliados y a los monstruos que nos limitan, bloquean y boicotean.

Y cuando por fin aceptamos sincera y honestamente nuestra muerte, cuando abrazamos a nuestro minotauro y dejamos de boicotearnos a nosotros mismos, es cuando hemos llegado al centro, donde el útero materno da a luz a un nuevo yo, que cierra la puerta al dolor, libera a la razón, y por fin nos deja respirar profundamente y en paz. Y así es como nos convertimos en verdaderos héroes, porque el héroe de verdad no es el que va matando monstruos, sino el que es capaz de tomar las riendas de su propia vida. el que se lanza a superar el camino de su propio laberinto en un proceso de autoconocimiento que será el que lo transforme y lo dote de resiliencia, fuerza, sabiduría y belleza.

P.D. En estos laberintos de Ariadna no hay medias tintas, el que no llega al centro no se transforma, y el que no se transforma no sale, se queda dentro, por años o para siempre.

He dicho.

Una Maestra Masona

Si te ha gustado el texto puedes contactar con nosotros

Participación de la Masonería en regular las condiciones despiadadas de las guerras

Participación de la Masonería en regular las condiciones despiadadas de las guerras . Las guerras SINÓNIMOS DOMINIO, EXTERMINIO, AMBICIÓN, a través de la historia no han guardado ningún tipo de piedad sobre los vencidos.

HOY TENEMOS EL DERECHO INTERNACIONAL HUMANITARIO. ES un conjunto de normas que por razones humanitarias, trata de limitar los efectos de los conflictos armados. Tiene dos fuentes: EL DERECHO DE GINEBRA, Protege a las personas que no participan o que ya no participan en los combates y EL DERECHO DE LA HAYA QUE limita los medios y los métodos de hacer la guerra. Se aplica en tiempos de guerra. No confundir con los DH que por supuesto, muchos se suspenden en tiempos de guerra.

Está integrado por acuerdos firmados entre Estados, por el derecho consuetudinario internacional; que se compone a su vez de la práctica de los Estados que lo reconocen como obligatorio.
En su principio era para conflictos Internacionales, entre países; pero en 1949, tras la experiencia de la Guerra Civil Española, extendió la aplicación humanitaria a las víctimas, en los conflictos armados no internacionales, guerras civiles. Reflejado en el artículo 3.

Hoy está regulado por los CONVENIOS DE GINEBRA DE 1949: una normativa a proteger a las víctimas, y POR LOS DE LA HAYA, que regula la conducción de las hostilidades. EL ÚLTIMO es de EN 1977. Pero se van añadiendo artículos.

Los ANTECEDENTES:

Todas las civilizaciones han establecido normas para limitar la violencia, incluso en situación de guerra, pues poner límites a la violencia es la esencia misma de la civilización. Normas de índole humanitaria.
La base jurídica y el ámbito de aplicación es lo que diferencia estas normas del DERECHO INTERNACIONAL HUMANITARIO CONTEMPORÁNEO.

Hay 2 importantes e indudables antecedentes cuyos protagonistas son MASONES.

EL TRATADO DE ARMISTICIO Y REGULACIÓN DE LA GUERRA, suscrito por los Masones Simón Bolívar y el pacificador Pablo Morillo, enemigos, de bando contrario. Suscrito y ratificado en 1820 en la ciudad de Santa Ana de Trujillo en el marco del conflicto de la independencia de las naciones suramericanas. Un tratado que derogó en su práctica el concepto de guerra a muerte. Bolívar ya lo había dejado de hacer.

Los 15 artículos los elaboró el militar y también masón Antonio José de Sucre. Siendo el primero en Occidente que se tenga noticias, sobre la humanización de las guerras entre naciones enemigas.

También. En 1863 EL CÓDIGO LIEBER, dictado por Abraham Lincoln. (Había solicitado ingresar en masonería, pero desistió por si pensaban que era para ganar votos). En la Guerra de Secesión de los EEUU. Insiste en el trato humano y ético de las poblaciones en las zonas ocupadas. Prohibió LA GUERRA SIN CUARTEL, la muerte de los prisioneros de guerra, (salvo si la unidad encargada de vigilarlos se veía amenazada) prohíbe la tortura, el uso de venenos que nos pone fuera de los límites de la sociedad civilizada, y marca los derechos y deberes de los prisioneros.

Pero el más directo antecedente del actual DIH y PRIMERA INICIATIVA, Y que es su origen, lo encontramos en 1859 tras la batalla de SOLFERINO de Napoleón: Francia e Italia contra Prusia.
El banquero suizo HENRY DUNANT, Masón de la Logia Concorde de Ginebra, iba a visitar a Napoleón y al observar las secuelas de esta batalla que en pocas horas de batalla yacían alrededor de 40.000 soldados, o heridos o muertos de ambos bandos y abandonados; acudió a los pueblos de al lado y ayudado por las mujeres, los atendió fueran del bando que fueran.

Escribió un libro UN RECUERDO DE SOLFERINO en el que reclamó la creación de un cuerpo de voluntarios para socorrer los heridos de guerra sin distinción de bando.

En 1863 HENRY DUNANT fue convocado por LA SOCIEDAD GINEBRINA DE UTILIDAD PÚBLICA, integrada por masones, para que explicara las propuestas expuestas en su libro y junto a: Gustave Moynier, Guillaume- Henry Dufour, Louis Appia, y Theodore Maunoir, todos masones, hicieron un grupo de trabajo. Se les llamó “EL COMITÉ DE LOS 5”. Fundaron EL COMITÉ INTERNACIONAL Y PERMANENTE DE SOCORRO A LOS MILITARES HERIDOS Y AL PERSONAL SANITARIO DE LOS EJÉRCITOS EN EL CAMPO DE BATALLA EN TIEMPOS DE GUERRA.

Con la aprobación en 22 de agosto de 1864 del PRIMER CONVENNIO DE GINEBRA. El convenio original fue revisado en 1906, 1929, y 1949.

FECHA HISTÓRICA: 12 PAÍSES FIRMARON UN DOCUMENTO POR EL QUE SE COMPROMETÍAN A AMPARAR Y PROTEGER A LOS SOLDADOS HERIDOS FUERAN DEL BANDO QUE FUERAN, así como a las personas y equipamientos dedicados a su cuidado en una guerra. ES EL PRIMER TEXTOACERCA de LA PERSONA, DEL SER HUMANO. Revolución: EL CONCEPTO DE NEUTRALIDAD. Más tarde se incorporó también la protección de los civiles.

Dicho comité que fundaron, oficializa su nombre en 1876 como COMITÉ INTERNACIONAL DE LA CRUZ ROJA. Con el lema: unidad, universalidad, imparcialidad, neutralidad, independencia, voluntariedad, fraternidad de los pueblos por encima de las razas, naciones, creencias religiosas. Todos los principios de la Masonería. Y este comité Internacional de la Cruz Roja presionó para que extensiones sucesivas se aprobaran.

Henry Dunant Fundó el Capítulo Ginebrino. Promotor de ideas humanitarias neutrales.
En 1862 viajó a EEUU y luchó por la liberación de los esclavos.
Hace una llamada a todos los masones para difundir la CRUZ ROJA.
Fue muy activo al escribir sobre los derechos de las mujeres.

Inventó el actual EL BOTIQUÍN DE PRIMEROS AUXILIOS.

Recibió el Premio Nobel de la Paz en 1901.

El día 24 de junio DÍA INTERNACIONAL DEL SOCORRISMO coincide con EL DÍA INTERNACIONAL DE LA MASONERÍA.

El zar Nicolás II en la guerra contra Inglaterra se reunió con representantes de ese país para que ciertas balas explosivas no se utilizaran.

UNOS AÑOS MÁS TARDE, EL GABINETE DE SAN PETESBURGO retomó el proyecto de Henry Durant y lo incorporó en otro más amplio, que se refería al conjunto de leyes y costumbres de la GUERRA TERRESTRE.

EL GABINETE DE SAN PETESBURGO mandó sus propias invitaciones a distintos países para un congreso que se reunió en Bruselas y aprobó una DECLARACIÓN INTERNACIONAL SOBRE LAS LEYES Y COSTUMBRES DE LA GUERRA. Ratificados en el derecho de La Haya 1899.
En gran medida El Derecho de la Haya y El DERECHO DE GINEBRA, se unieron en El Convenio de GINEBRA de 1977.

En 1911, En Inglaterra, Gustave Moynier, masón, y los miembros de su Logia se interesaron por el proyecto de asilo para ancianos, y fundaron THE ROYAL MASON HOSPITAL NURSES HOME.
En la primera y segunda guerras mundiales acogieron a heridos de ambos bandos, sin coste para el gobierno, sustentado con donaciones, como Hospital de Guerra.
Desde 1948 forma enfermeras y en la hebilla del cinturón llevan la escuadra y el compás.
ANTECEDENTES DE LA ONU.

OTRO ASUNTO QUE OCUPÓ la atención de la MASONERÍA EUROPEA como consecuencia de la primera guerra mundial fue la creación de una SOCIEDAD INTERNACIONAL que garantizara la paz entre naciones.

En ENERO DE 1917 en plena Guerra Mundial, en París, tuvo lugar LA PRIMERA CONFERENCIA DE LA MASONERÍA DE LAS NACIONES ALIADAS, organizada por LA GRAN LOGIA DE FRANCIA, y por EL GRAN ORIENTE DE FRANCIA finalidad: ESTABLECER UN PROGRAMA DE ACCIÓN COMÚN QUE PERMITIERA A LA MASONERÍA HACER OÍR SU VOZ HUMANITARIA EN EL CONFLICTO QUE DESOLABA EUROPA Y AL MUNDO ENTERO.

En junio de 1917, acabada la guerra, se volvieron a reunir e invitaron a MASONES de diversos países. España mandó a Nicolás Salmerón y Luis Simarro.

La FINALIDAD ya habla de: Crear una autoridad supranacional que tenga como fin NO SUPRIMIR LAS CAUSAS, sino resolver pacíficamente los conflictos entre Naciones.

A este proyecto se unió LA LIGA FRANCESA PARA LA DEFENSA DEL HOMBRE Y DEL CIUDADANO. Dando como resultado LA SOCIEDAD DE NACIONES.

La finalidad: Crear un organismo capaz de garantizar la paz en el mundo.

En el tratado de Versalles de 1919, se creó formalmente la SOCIEDAD DE NACIONES, organismo internacional que se disolvió el 18 de abril de 1946, siendo sucedida por la ONU. LA SOCIDAD DE NACIONES entregó a la ONU sus activos, biblioteca y archivos.

Resumiendo para terminar: fue la Masonería la que llevó no sólo la iniciativa de su formación, sino de su consolidación, de la Cruz Roja, del DIH y la formación de la ONU.

Si te ha gustado el texto puedes contactar con nosotros

Comunicado Oficial de la Gran Lógia de España sobre la Guerra Ucrania

QUEREMOS LA PAZ Y ALGO MÁS

A continuación transcribimos el comunicado oficial de la GLSE respecto a la actual guerra de Ucrania:

"Todos hemos quedado perplejos porque de nuevo la guerra alcance a Europa. La
agresión a Ucrania es intolerable e injustificable. Es el intento de acabar con una
democracia. Debemos mostrar nuestra solidaridad con el pueblo ucraniano y con los
refugiados que sin duda llegarán a nuestro país. Queremos la paz, pero no solo la paz.

Queremos algo más: que se restablezcan los valores de libertad, igualdad y fraternidad.
La Gran Logia Simbólica Española apuesta y apostará siempre por el diálogo como
vía para resolver los conflictos entre países y en nuestra sociedad. Un diálogo entre seres
humanos que se escuchan y que, aunque no compartan las mismas ideas, son capaces de
ponerse en la piel del otro. Resolver las diferencias por la vía de la violencia tan solo
dejará heridas más profundas y más difíciles de cicatrizar.

Debemos alinearnos una vez más con libertad de los pueblos, con la igualdad de los
seres humanos y con la fraternidad entre las naciones.

Aunque suenen las sirenas y los cañones; aunque la muerte haya llegado ya a las
calles de las ciudades, siempre hay tiempo para la paz. Apelamos a que todos los
dirigentes abandonen la vía del lenguaje bélico para regresar a la mesa del diálogo, de
donde nunca nadie debería haberse levantado. Aún estamos a tiempo de evitar la muerte
de muchos civiles y jóvenes soldados. Todos ellos son seres humanos a quienes nunca se
les dio la opción de participar en el diálogo entre naciones, pero que pagan con sus vidas
la estupidez de sus dirigentes."

Gran Maestre de la Gran Logia Simbólica Española

 

Si te ha gustado el texto puedes contactar con nosotros

El Mito del diluvio Universal: La purificación por el agua, el regreso al uno

El Mito del diluvio Universal: La purificación por el agua, el regreso al uno. Aún recuerdo perfectamente como el confinamiento que nos tocó vivir en el 2020, nos hizo levantar la cabeza, mirar al cielo y tomar consciencia de que nos encontrábamos justo en ese punto de inflexión que da entrada a un nuevo ciclo de existencia. En buena medida, la pandemia reactivó culpas y miedos atávicos que afloraron en cientos de mensajes en las redes sociales en los que se entonaba un profuso mea culpa por el maltrato infringido a nuestra madre Tierra y su justa venganza al liberar del Tártaro a su nuevo Titán Covid 19, cuyo azote despiadado sacudió a la humanidad, pero también devolvió el azul limpio a los cielos, la claridad a las aguas y los colores de la primavera a los campos. La propia naturaleza nos hizo ver como la servidumbre a la vanidad, el egoísmo y la superficialidad nos había llevado al punto de despreciar lo que era verdaderamente esencial.

En el pesimismo más o menos lúcido del aislamiento de aquel tiempo, por cierto extremadamente lluvioso, leí un meme que decía: "Mas que un lavado de manos, el mundo necesita un lavado de corazón, alma, mente y espíritu". Esta idea hizo saltar la chispa y se enlazó inmediatamente al simbolismo de la purificación por agua de nuestro ritual . A partir de ahí me puse a excavar en el mito del Diluvio Universal, un arquetipo que tiene como base el síndrome de la catástrofe en la que una Nueva Creación se levanta sobre las ruinas de la anterior.

Todos los relatos sobre el diluvio tienen el mismo comienzo: Caos, Muerte y Resurrección. Hay un anuncio celestial que es desoído por el pueblo, y todo se convierte en mar.

Se dice en el Génesis 6:5-7: "Y vio Jehová que la maldad de los hombres era mucha en la tierra, y dijo: Raeré de sobre la faz de la tierra al hombre que he creado, pues me arrepiento de haberlos hecho" . (Génesis 7, 11-12). Y en “El año seiscientos de la vida de Noé, en el mes segundo, a los diecisiete días del mes, fueron rotas todas las fuentes del gran abismo, y las cataratas de los cielos fueron abiertas y hubo lluvia sobre la tierra cuarenta días y cuarenta noches”.
Como otros mitos de cataclismo, el Diluvio es símbolo de la germinación y de la regeneración, y expresa la idea arcaica de la degradación progresiva del Cosmos, que necesita su destrucción y recreación periódicas. Una humanidad se destruye y una humanidad nueva renace en una Tierra Virgen.

Esta regresión al Caos es la que también se proyecta en ceremonias ancestrales de iniciación, en las que el neófito muere simbólicamente para renacer a continuación a una nueva existencia espiritual, como un ser humano nuevo purificado por los elementos.

El agua, como elemento de purificación, anula la historia y recupera la integridad del tiempo primigenio. San Juan, uno de los patrones de la masonería, bautizaba a los hombres purificándolos de sus antiguos pecados y asegurándoles un "nuevo nacimiento"i, porque todo lo que se sumerge en el agua muere. La inmersión equivale, en el plano humano, a la muerte, y en el cósmico, al diluvio que disuelve al mundo en el océano primordial.

Y en el 2020, en Madrid, siguió lloviendo y lloviendo, y en el 21 el paso de Filomena lo cubrió todo del blanco más puro. Al mismo tiempo, otro temporal llenaba de sombras la luz de nuestro templo y nos convulsionaba por dentro. Los obreros no estábamos satisfechos, las banderas de la libertad y la Igualdad caían lánguidas porque nos faltaba la fuerza, y la sabiduría y también habíamos perdido la belleza. Moríamos sin remedio, como moría la humanidad durante el Diluvio, como muere la semilla que cae a la tierra. Un ciclo de existencia llegaba a su fin.

Pero somos iniciados, y como Noé en la Biblia y en el Corán, Manu en la tradición hindú, Utnapishtim en la epopeya de Gilgamesh, o Deucalión en la mitología grecorromana, construimos un arca que flotó y dio cobijo a nuestra libertad y soberanía bajo la bóveda celeste hasta que la tempestad amainó y las aguas se retiraron de nuestro suelo . Y allí mismo, en el seno fértil de la madre Tierra pudimos germinar y renacer purificados a una nueva existencia, y allí mismo construimos este templo justo y perfecto que consagramos a la Magna Mater que nos dio a Luz, la diosa GEA.

No todas las semilla que cayeron brotaron bajo el mismo sol, pero quedaron prendidas por siempre en nuestros corazones y estarán presentes por siempre en nuestra cadena unión, que cada día, si nos esforzamos, será más fuerte, y crecerá en sabiduría y belleza.

Al día de hoy, cada vez que la lluvia convulsiona nuestra arca, busco en el horizonte a la diosa Iris, para verla con su jarro regando las nubes y dibujando el haz de luz multicolor que nos recuerda que siempre hay esperanza, y que la conciliación y la serenidad son las virtudes que nos guiarán en nuestro camino de construcción de una humanidad más perfecta que no enfade tan fácilmente a los dioses.

He dicho, Una maestra masona.

 

Si te ha gustado el texto puedes contactar con nosotros

La visibilización de Los Nadies

La visibilización de Los Nadies

Este artículo no es un acto de exteriorización de solidaridad de nuestra logia, la logia GEA de Madrid, perteneciente a la Gran Logia Simbólica Española.
Esta semana, hemos estado reunidos con el cura Javier Baeza, de la iglesia San Carlos Borromeo, para ofrecerle nuestro reconocimiento y apoyo moral e incondicional por su trabajo.

La parroquia de San Carlos Borromeo está situada en el barrio madrileño de Entrevías.

Se dedica desde hace muchos años a ayudar a los desfavorecidos de la tierra, a los que luchan y buscan una vida digna, impulsados por muchas y variadas razones: guerras, persecuciones, miseria económica, expolio de recursos, cambio climático, falta de oportunidades.

Javier, nos dijo en la reunión que tuvimos una frase que es el motivo por el cual publicamos este artículo: “La ayuda sin denuncia es menos ayuda; hay que denunciar la infamia que está ocurriendo”
Hay dos vallas. La primera es la valla con alambres de espino y centros de internamiento y detención. La segunda, y la más difícil, es la valla de la burocracia.

Creemos, al igual que el cura Javier, que esta situación se tiene que denunciar y tratar de visibilizar. Ese es el objetivo de este artículo. Los Francmasones ejercemos la solidaridad desde la discreción absoluta, y trabajamos por el progreso de la humanidad para construir una sociedad más justa, más sostenible, donde dejemos atrás las apariencias y nos pongamos en serio a trabajar por restituir la dignidad y los derechos a cada ser humano.

Una sociedad que permite tratos inhumanos y degradantes hacia cualquier persona nos indigna y nos preocupa:
¡Los derechos de las personas que han perdido todo y luchan por una vida digna son los derechos de todas y todos!

 

Si te ha gustado el texto puedes contactar con nosotros

Felicitación Solsticio Invierno

Al acercarse el Solsticio de Invierno, observamos como la vida nace de la muerte y es nuestra obligación seguir trabajando con perseverancia para que la Luz retorne.

Para nosotros, Masonas y Masones, la Naturaleza retoma en silencio su gran trabajo de resurrección.

Desde la R.·. L.·. Gea deseamos que la actividad de las semillas de las futuras cosechas fecunde para que la Naturaleza despierte cálida y fructíferamente.

 

SONETO A MIS RECUERDOS DE INICIACIÓN

 

Son muchas ceremonias de iniciación,
Sí hermanos al viajar escucho tanto,
que siento me envuelve como un manto,
lo vivido en la mía con emoción.

Bien intrigada llegué y con precaución.
Ver el cuarto oscuro ¿Qué sobresalto!
Y aún me quedaba más, ¿Aún más? ¿Cuánto?
Noté que alguien me ofrecía protección.

Antes mis reflexiones, testamento.
Viví un torbellino de emociones,
desorientada en todo momento.

Al fin la luz, primeras instrucciones.
Consagrada Masón pensé y aún siento:
De aquí no me voy. Son mis intenciones.

He dicho.

Una Maestra Masona